Chile y Canadá mantienen un Acuerdo de Cooperación Ambiental hace más de 20 años, dentro del cual, el Gobierno de Canadá busca -entre otras actividades- apoyar la implementación de la Contribución Nacional Determinada (INDC) de Chile, para reducir las emisiones de Gases de Efecto Invernadero (GEI) comprometidas en el Acuerdo de París.

Fue así como Canadá desarrolló el Programa Reciclo Orgánicos para ayudar a Chile a lograr sus objetivos de cambio climático en el sector de residuos.

Reciclo Orgánicos es impulsado por el Ministerio del Medio Ambiente de Chile y el Ministerio de Medioambiente y Cambio Climático de Canadá. El Programa considera una inversión de 7 millones de dólares canadienses en un periodo de 5 años (2017 – 2022) y está enfocado en acelerar acciones que ayuden a Chile a reducir la emisión de gases dañinos para la atmósfera, en el sector de residuos sólidos, específicamente los provenientes de la descomposición de la materia orgánica en rellenos sanitarios.

Según cifras del Ministerio del Medio Ambiente, alrededor del 58% de los residuos sólidos municipales corresponde a residuos orgánicos, como restos de frutas, verduras, carnes y grasas, borra de café, poda de jardín, entre otros. Cuando este tipo de residuos termina en rellenos sanitarios, su descomposición en ausencia de oxígeno genera la emisión de Gases de Efecto Invernadero (GEI), como el gas metano (CH4), que es altamente contaminante para el medio ambiente. En cambio, al gestionarse adecuadamente, a través del compostaje o la biodigestión, es posible reducir las emisiones del sector residuos en aproximadamente un 70%.

Los GEI son aquellos gases que se acumulan en la atmósfera terrestre, capaces de absorber la radiación infrarroja del sol, aumentando y reteniendo el calor. La emisión excesiva de GEI es el factor principal que gatilla los impactos que estamos sufriendo por el cambio climático.

Según el Grupo Internacional de Expertos sobre el Cambio Climático de las Naciones Unidas, el cambio climático tendrá efectos generalizados en la vida humana, en los ecosistemas y la biodiversidad.

A nivel mundial, ya ha implicado olas de calor, inundaciones, sequías, ciclones tropicales intensos y aumento del nivel del mar, y actualmente es posible ver impactos en nuestro país como el aumento de sequías y eventos extremos de precipitación, derretimiento de glaciares, marejadas e incremento en el nivel del mar, entre otros.

El Programa Reciclo Orgánicos busca reducir la cantidad de residuos orgánicos desechados en los rellenos sanitarios a través de la optimización de los procesos de gestión de residuos a nivel local. Para ello, ha identificado oportunidades para disminuir las emisiones de GEI a través de la captura de gas en rellenos sanitarios o el tratamiento por separado de la materia orgánica a través del compostaje o la digestión anaeróbica, lo que resulta en la conversión de los desechos orgánicos en energía limpia y fertilizante natural.